La pasada media noche Bill Gates, cofundador de Microsoft y el segundo hombre más rico del planeta en 2011 -según la revista Forbes-, anunció en una rueda de prensa ofrecida en Redmond (Washington), sede del gigante informático, que en 2013 Microsoft abandonará el software “propietario” o de código cerrado y todos sus programas pasarán a ser de código abierto garantizando: 1) la libertad de usar el programa, con cualquier propósito; 2) la libertad de estudiar el funcionamiento del programa y poder modificarlo adaptándolo a las necesidades del usuario; 3) la libertad de distribuir copias del programa; y 4) la libertad de mejorar el programa y hacer públicas dichas mejoras, de modo que toda la comunidad se beneficie.

La noticia ha causado un verdadero terremoto en el mundo de la economía y de las nuevas tecnologías, y se comienza a propagar como un polvorín por las redes sociales estadounidenses. Analistas internacionales temen que este revolucionario anuncio provoque un desplome sin precedentes en la apertura de la Bolsa de Nueva York. Por su parte, la Fundación para el Software Libre (FSF por sus siglas en inglés) no ha podido disimular satisfacción por el anuncio, que consideran la “derrota anunciada del software privativo frente al software libre y la gestión y uso del procomún”.

2013, por lo tanto, será el año del gran cambio de paradigma en el mundo de la informática.

¡ FELIZ DÍA DE LOS INOCENTES !

Pin It on Pinterest

Share This